un medio independiente que pretende informar, formar y entretener
29th Dic2013

Ismael

by Víctor Alvarado

ismael_82245La productora española, Zeta Cinema, apuesta por un tipo de cine comercial (Tengo ganas de ti, Lo contrario al amor, Combustión, 3 metros sobre el cielo), que está obteniendo buenos resultados en taquilla, dirigiéndose a un público adolescente y juvenil. En esta ocasión, ha abierto un poco más su espectro y ha optado por un argumento que, en principio, parece más interesante, atractivo y menos superficial, que anteriores propuestas.

 
Ismael es un niño, que se escapa de casa en busca de su padre biológico, al que no ha visto nunca. Como desconoce su paradero, se dirige a la casa de la madre de éste, que sorprendida y sabiendo que es abuela, toma la decisión de acompañarle a pesar de que ella también tiene perdido el contacto con el padre de la criatura.

 

El argentino, Marcelo Piñeyro, ha sido el encargado de que todo funcione, una persona que ha intentado contar una historia positiva, pues sus anteriores trabajos habían sido más oscuros. A este cineasta lo recordamos por Plata quemada, Kamchatka o La viuda de los jueves, participando como productor en la oscarizada La historia oficial. La primera parte nos ha parecido más dinámica y entretenida que la segunda que parece que pierde un poco el rumbo. Da la impresión de que el cineasta no sabe como terminarla. Su punto más negativo es que se trata de un producto de marketing más que una obra cinematográfica porque a los personajes y los diálogos le falta autenticidad. Algunas secuencias resultan un tanto empalagosas. Como dato curioso, llama la atención que la cinta, con no demasiada sutileza, deja su mensaje independentista en un segundo plano.

 

La interpretación de Belén Rueda es sobresaliente y la de Sergi López sin ser de las mejores no está mal, pero Mario Casas (espero que me perdonen sus seguidoras) me parece muy artificial y no sé si era el intérprete más indicado para el personaje. Sin embargo, es el responsable de que muchas chavalitas se acerquen a las salas y ese mérito hay que reconocérselo. Los que disfruten de las películas con niño, no pueden perderse el repertorio de expresiones de Larsson do Amaral.

 
Ismael (2013) reflexiona sobre la incomunicación, puesto que se trata de personas que viven aisladas, estando necesitadas de ese calor humano. Por otra parte, se plantea la necesidad de conocer a nuestros progenitores; de buscar nuestros orígenes y sobre ese posible encuentro. La película está muy de actualidad, ya que se apunta, aunque no se desarrolla demasiado, la problemática del aborto. Destacamos la valentía de la chica inmigrante en seguir adelante con el embarazo a pesar de las presiones. Llama la atención la posibilidad del arrepentimiento de un personaje que reconoce su responsabilidad, pudiendo aprovechar o no una segunda oportunidad (Publicado en Pantalla 90).

Off

Comments are closed.