un medio independiente que pretende informar, formar y entretener
28th Oct2018

La sociedad literaria y el pastel de piel de patata

by Victor Alvarado

El título de esta producción es más largo que el “supercalifragilisticoespialidoso” de Mary Poppins. Se trata de la adaptación de la novela de Mary Anne Shaffer por parte de Mike Newell, recordado por la inolvidable Cuatro bodas y un funeral; por un episodio de la saga de Harry Potter y que tuvo una aceptable adaptación del texto de Charles Dickens, Grandes esperanzas. El caso es que este realizador toma los mandos de este largometraje estadounidense con el aroma propio de un cineasta británico, capaz de contar una buena historia con emocionantes giros argumentales, sin perder el ritmo, ni el interés. Todo ello aderezado con alguna que otra escena más o menos simpática. La trama amorosa está muy lograda. No parece en ningún momento forzada, aunque lógicamente es un tanto previsible al tratarse en una cinta romántica.

 

Cuenta la vida de una escritora que viaja a un pequeño pueblo costero para descubrir  como sobrevivieron a la invasión nazi y que inventaron algunos de sus habitantes.

 

Este cineasta ha contado con la sobresaliente actriz Lily James, que tuvo una excelente actuación en la película de Disney, Cenicienta, dirigida por Kenneth Brannagh que no defraudó  a los más pequeños de la casa, pero tampoco a los  mayores. En este caso, se vuelve a lucir. La interpretación nos parece muy buena. Llena de matices y su personaje enamora al espectador  porque aparece como una persona que intenta superarse y que ve la igualdad entre sexos como algo positivo, pero sin caer en extremismos,  defendiendo la labor de las hermanas Brontë en sus novelas del siglo XIX, que planteaban las historias de amor de igual a igual. El personaje interpretado por Michiel Huisman transmite que existen hombres capaces de sacrificarlo todo por hacer lo correcto.

 

Para concluir, La sociedad literaria y el pastel de piel de patata no sé si entrará en la carrera por los Óscar, pero hay que reconocer que tiene muchos elementos que la ponen en esa órbita. Estamos ante una película que no solo entretiene, sino que es un canto de amor a la lectura de los clásicos universales. Por otro lado, apunta la necesidad de discernimiento vocacional en el noviazgo antes de dar el paso al matrimonio y, por último, propone que por encima del éxito periodístico y literario están las personas implicadas,  su dignidad y el derecho a la intimidad (publicado en COPE).

Off

Comments are closed.